TEKNODOMO
   Inicio      Domo Geodésico




Generalidades de los domos



Las cúpulas o domos geodésicos se diseñan a partir de un poliedro denominado icosaedro, que está constituido por 20 triángulos equiláteros.


Proyectando las aristas de estos triángulos planos a una superficie esférica, originamos triángulos equiláteros curvados, y así creamos un domo o cúpula geodésica.


Un domo geodésico se construye a base de la unión de triángulos, que a su vez conforman pentágonos y hexágonos, de manera que a mayor cantidad de triángulos (y por ende pentágonos y hexágonos) el tamaño de cada figura disminuye y el domo se vuelve más esférico.  A esto se le llama ‘frecuencia’.
















































TRANSFORMACIÓN DEL ICOSAEDRO EN DOMO GEODÉSICO
A mayor frecuencia, mayor número de triángulos y mayor robustez en la estructura

La construcción de un Domo geodésico es al menos un 25% más económica, que una construcción normal de la misma superficie, porque su estructura soportante es techumbre y muros a la vez, la cantidad de materiales de construcción es menor.

•La estructura principal se basa en un reticulado de triángulos, que permiten la prefabricación y una rapidez de montaje.


•Estabilidad estructural, al estar compuesto de triángulos, que son elementos indeformables, tienen cualidades de resistencia a movimientos sísmicos, cargas de vientos, cargas dinámicas y estáticas (como nieve).


•La estructura es liviana en la relación a la superficie de la envolvente, lo que lo hace una edificación muy fuerte y resistente.


•Estabilidad térmica, al ser una forma semiesférica los flujos de aire son circulares, por lo que son espacios fáciles de calefaccionar, la sección que se enfrenta al sol es menor por su cubierta curva, por lo que no hay grandes variaciones de temperatura en verano e invierno.


•Espacio Infinito, Sensación de espacio infinito, al no haber vigas o columnas que interfieran en la sala.


•Los domos geodésicos permiten una libertad de diseño interior ya que no se necesitan soportes para tabiques, es posible poner ventanas en cualquier posición o en cualquier triangulo.


Además de una amplia gama de beneficios constructivos, también son muchas las características místicas que se le atribuyen al Domo, al ser considerado como parte de la Geometría Sagrada.



Qué frecuencia elegir


Frecuencia V3: crea una cúpula que es casi una media esfera perfecta. Si la apoyáramos sobre una superficie plana, solo los extremos de las aristas de su base harían contacto con esta, lo que se corrige construyendo un faldon que ademas permite aumentar su altura.

Frecuencia V4: es una de las más utilizadas, pues es una media esfera perfecta, tal que si la situamos sobre una superficie plana,  todas las aristas de su base apoyan sobre esta, lo que evita muchos problemas en la construcción. Si uniésemos dos domos V4 obtendríamos una esfera completa.

Frecuencia V5:
 también crea una media esfera perfecta, pero la cantidad de triángulos que hay que fabricar aumenta considerablemente, por lo que solo me parece interesante en caso de cúpulas de gran tamaño.